Clasificados

12. Tasa de aprovechamiento

Por su comportamiento "territorial", los venados dominantes adultos y viejos (5.5 o más años de edad), tienden a mantenerse en áreas específicas. Por esta razón, es recomendable la mayor cantidad posible de sitios de caza en un predio.Por su comportamiento "territorial", los venados dominantes adultos y viejos (5.5 o más años de edad), tienden a mantenerse en áreas específicas. Por esta razón, es recomendable la mayor cantidad posible de sitios de caza en un predio.La tasa de aprovechamiento o número de machos y hembras que habrán de cazarse o extraerse de un predio, debe estar soportada por los resultados de los estudios o monitoreos de población que previamente se realizaron para este fin. Sin estos estudios, no se puede garantizar a futuro la sustentabilidad de un aprovechamiento extractivo como lo es la caza.

Uno de los aspectos importantes a considerar para la caza de machos y/o hembras es el relativo a la distribución de la presión de caza, ya que si no se cuenta con la infraestructura suficiente de sitios de caza, entonces, es posible que en algunas áreas se haga una sobre explotación y en otras, se dejen de extraer venados que han alcanzado su madurez física y que es conveniente su extracción. Para evitar esto, como se señaló con anterioridad, es necesario que al menos exista debidamente acondicionado, un sitio de caza por cada 150 hectáreas de hábitat. Siendo recomendable, que exista el mayor número posible de sitios de caza, con el objeto de que éstos puedan ser utilizados bajo un sistema permanente de rotación, durante las diversas temporadas de caza.

En caso de que además de la caza una de las opciones de manejo para la población y el hábitat, sea la de extracción de venados (machos y/o hembras) vivos, estas extracciones, también deberán hacerse en diversos sitios o potreros del predio, con el objeto de que las extracciones se distribuyan sobre toda la superficie del predio.

Bajo ninguna circunstancia, se recomienda la caza disparando desde vehículos de motor, ya que esto, independientemente del juicio que pudiera tener desde el punto de vista de la cinegética, es una práctica nefasta, desde el punto de vista de los futuros monitores y evaluaciones de la población, ya que desarrolla en los animales un comportamiento “huidizo” aprendido, que hace prácticamente imposible su observación en el campo.

Para garantizar la futura selección de buenos reproductores, no se recomienda la caza de venados jóvenes o inmaduros (1.5 y 2.5 años de edad), ni de venados intermedios (3.5 y 4.5 años de edad), sobre todo, cuando éstos ostentan buenas “canastas de astas”Para garantizar la futura selección de buenos reproductores, no se recomienda la caza de venados jóvenes o inmaduros (1.5 y 2.5 años de edad), ni de venados intermedios (3.5 y 4.5 años de edad), sobre todo, cuando éstos ostentan buenas “canastas de astas”Otro de los aspectos importantes, relacionados con la tasa de aprovechamiento de los venados machos, es el relativo a la edad de los venados que deberán cazarse. Es obvio que, los venados jóvenes e intermedios, o sea, los de 1.5, 2.5 y 3.5 años de edad, por su experiencia y mayor movilidad dentro de un habitad, son los que ofrecen las mayores posibilidades y facilidad de caza. Sin embargo, es importante considerar, que si la tasa de aprovechamiento sólo se hace sobre ese tipo de machos, además de que no obtendrán venados con buenas características de astas, se estará dejando de aprovechar la parte más importante de la población desde el punto de vista de la caza de trofeos, o sea, los venados de 5.5 años de edad o mayores.

Aunque el tema de la edad de los venados machos que se recomienda cazar es complejo y polémico, conviene apuntar, que lo recomendable para garantizar a futuro, un aprovechamiento sustentable de venados machos con buenas características de astas, deberá estar sustentado en la caza de venados adultos y viejos, ya que éstos, además de haber alcanzado la edad suficiente para exhibir su verdadero potencial genético, son los de menores expectativas de vida a futuro.

Complementario a lo anterior, es importante destacar, que la caza sistemáticas de venados “intermedios” (3.5 y 4.5 años de edad) con buenas características de astas, es un error grave, ya que estos venados son los futuros reproductores (sementales) de la población, y su eliminación sistemática, reduce año con año, el mejoramiento genético de la población desde el punto de vista de futuros “trofeos”.

Este problema de mal manejo, se agrava, cuando además de cazarse los venados “intermedios” (3.5 y 4.5 años de edad) que ostentan buenas “canastas de astas”, se dejan (en calidad de sementales) dentro de la población, los venados “maduros” (5.5 o mas años de edad) de baja calidad de “canastas de astas”, ya que la consecuencia de esto, es privilegiar la baja calidad genética en la población.

Aunque la tasa de aprovechamiento sustentable de machos que se pueden cazar dentro de los terrenos de un predio, depende de cada caso en particular, en términos generales, ésta varía de un 10% a un 20 % del total de la población de machos presentes. Pudiendo ser mayor o menor, dependiendo del objetivo que se persiga: cacería de venados o cacería de venados trofeos.

Buscar

Inicio de sesión